Roberto Rochín analiza el juego de la vida y de la muerte

Por Daniel Loaeza

Imagen 2

La belleza arquitectónica de la restaurada casa del laureado escritor Antonio Haas y próximo Museo del Carnaval albergó un evento especial, la presentación del libro Ulama, un juego de la vida y de la muerte, obra del cineasta orgullosamente mazatleco, Roberto Rochín Naya.

Al rescate de una tradición ancestral. Los asistentes al evento convocador por el Instituto de Cultura, Turismo y Arte de Mazatlán, conocieron información relevante de los orígenes de una de las tradiciones más distintivas de Sudamérica, el juego de ulama. Ernesto Hernández Norzagaray fundió como moderador de la presentación.

Expuso los puntos preponderantes contenidos en las páginas del ejemplar, que es una especie de resumen del filme del mismo nombre, que Rochín realizó en 1984 y relanzó en 1986, producción que le valió el reconocimiento como un verdadero clásico del cine documental mexicano.

“Hay que recuperar el tradicional juego de ulama. Lamentablemente, los sinaloenses no damos seguimiento a esta tradición cultivada por miles de años… como lo dice Roberto Rochín en la introducción de su libro: es necesario ponerse las pilas para que el juego del ulama siga vivo”, expresó Hernández Norzagaray en su presentación.

Rochín comentó que para la realización del filme requirió un trabajo de recuperación histórico muy importante sobre el juego de la pelota que se convirtió en la celebración de la vida y la muerte.

El ganador del premio nacional de prensa, que obtuvo cinco veces el premio Ariel y una Diosa de Plata, expresó que el rescate del ulama, es el rescate de la memoria histórica y del pasado de nuestros pueblos.

Agregó que la película tuvo tanto impacto e influencia, que ahora quiso presentarla en forma de libro, que dedica a su padre, Roberto Rochín Lizárraga, y a los jugadores de ulama.

De ahí se exhibió el filme Ulama: El juego de la vida y la muerte.

– Reconocimiento

El 23 de septiembre 2011 se distinguió a Roberto Rochín con el segundo nombramiento de Profeta en su Tierra. El teatro Ángela Peralta fue sede del evento. Además se exhibió el filme Purgatorio, dirigido por el homenajeado.

El rescate del ulama es el rescate de la memoria histórica, el rescate del pasado de nuestros pueblos.

Fuente: Debate

Posted in Noticias